martes, 11 de agosto de 2009

VII certamen Almendra de Plata de Gor (Granada)


Este fin de semana , en la pequeña localidad granadina de Gor y con motivos de sus fiestas en honor a San Cayetano ha tenido lugar la VII edición de la Almendra de Plata . Un certamen que consta de tres novilladas sin caballos ; sábado y domingo preliminares y el lunes la gran final.
Si el panorama en estos ciclos suele ser desolador ( aún estoy que bufo por la novillada de Valladolid) , en este certamen la cosa pasó ya al esperpento . Primero decir que se ``lidian´´ cuatro novillos en cada festejo , en el cual hay que apoquinar 18 euros del ala , mucho me parece tal y como están las cosas. El festejo del sábado fue un auténtico disparate , digno de una película de los Monty Phyton : dos novillos claramente drogados , uno de ellos salió de toriles con medio metro de lengua fuera ; al primer capotazo novillo desplomado . Otro , tres cuartos de lo mismo , daban pena estos animalitos , ¡Hay que ver! tan jóvenes estos aprendices y ya manejan la barbería y los purgantes como si fueran Ponce o Cayetano. Pero el tangai se lió en el cuarto novillo , que no veía ni ``papa´´, salió de toriles y se estrelló contra los burladeros , para luego casi atropellar al novillero venezolano Fabio Castañeda. El chaval se vino abajo , se negó a torear el novillo y la cosa acabó como el rosario de la aurora : con un subalterno desde la plaza dándole voces a la sra. presidenta y a una pareja de la guardia civil . Tres cuartos de hora más tarde y tras colmar la paciencia del público el novillo fue a toriles donde tuvo que ser apuntillado. Desconozco como acabó la cosa , pero si que pude observar como uno de los agentes esperaba fuera al temerario subalterno .
Los demás días la cosa no fue tan aparente ni tan desvergonzada , pero más o menos se repite el ritual : novillos con poca fuerza y alguna tara. Salió alguno manso y encastadito , pero ya se sabe : cuando hay toro no hay torero. Las dos ganaderías anuncias en los carteles eran Juan Valenzuela y Jiménez Pasquau
De los chavales , casi nada que decir , o mejor dicho , se puede comentar lo de siempre . Las ratonerías , gritos , aspavientos , trampas , desplantes ... y toda clase de vulgaridades las aprenden enseguida , pero aprender a torear o a querer hacerlo bien ya es otra cosa que cuesta más trabajito. Abundaron los pases hacia fuera , el toreo con el pico , la suerte descargada , los bajonazos infames y los desplantes ``cordobesistas´´. Y se echaron en falta tantas y tantas cosas que no merece la pena ni enumerarlas .
Llegaron a la final Antonio David , Manuel Rodríguez y Cayetano Ortiz , final en la que tuvieron el privilegio de compartir cartel con el juglar , el profeta de Canal Sur , Ruíz Miguel. Que pena que estos premios nunca queden desiertos pues no mereció ganar ninguno . El menos malo de los tres fue Antonio David al que le dieron la Almendra de Plata . Ante tan excelso toreo durante toda la tarde el juglar de los juglares de Canal Sur sólo se limitó a acuñar su ya famosa frase : ``Ha estao cumbre ´´.

2 comentarios:

malagueto dijo...

¿No le da verguenza al Ruiz Miguel ir por esas plazas haciendo el gili?
Todo lo que lo admiré como matador, me lo ha vuelto en repugnancia desde que coge la alcachofa y solo dice imbecilidades.
Ya se está viendo el daño que han hecho estos papagayos del canal sur. El BIEEEEN a cualquier acción que se realice en el ruedo, está en boca de muchos ignorantes.
Ayer em la Malagueta, casi llena porque era gratis, se jaleaban banderillas puestas en los ijares, estocadas que eran bajonazos en la paletilla, se aplaudía que la montera cayera boca abajo y se pedían orejas con cinco pinchazos y varios descabellos.
Eso es lo que han conseguido estos dos cánceres de la tauromaquia Anadaluza.

Saludos

Antonio Diaz dijo...

Pues si , me da gran pena ver a Ruiz Miguel , con la integridad y la honestidad con la que toreaba y en lo que se ha convertido. Los Hnos.Romero son un bochorno para la fiesta , lo peor de todo es que tienen éxito y la gente los sigue y hasta los toma en serio. Jamás perdonaré a los Romero ni a Ponce la patochada de alternativa del locutor en Atarfe. Si de verdad amaran la fiesta no se habrían prestado a semejante espectáculo.

Saludos