lunes, 11 de enero de 2010

Saqueos por América


Ponce sentando cátedra en Guanajuato. También cruzó el charco con el serrucho en el esportón.



Payaso, de la ganadería de Carranco. Lidiado por Pedrito el Capea en el DF. Mirada asesina.



JT toreando en Lima a un pariente emigrante de Idílico.



Finito en Lima. ¡ Ooooooolé!




El Fandi, en la México, más arte no se pué tener.




Una dura batalla de El Cid en Lima. Riánse de la de Rincón con Bastonito.




Castella, mandón con la muleta, toreando un pavo la mar de astifino.




¿ Céret ? ¿ Vic Fezensac? ¿ Cenicientos?




Rondeño, lidiado la tarde de la confirmación de alternativa de Cayetano en el DF.






Fotos: Landín-Miranda, Tauromaquias, Burladero.com, Suertematador.com.


8 comentarios:

pedrito dijo...

...mar de astifino ! El pavon de Castella, me parece escapado del encierro del rejon de Artamén, que nos comentio ayer domingo con su estilo inimitable el romero dalton de Canal Sur Andalucia.
Un espectàculo para perjudicar a la fiesta brava

sol y moscas dijo...

Le felicito por este post, lo poco que nos queda es sabotear la celebración continua de la tauromaquia actual y dejar constancia de sus miserias. Aunque, cosas de este planeta, le acaben llamando manipulador a usted (¡qué gente!) y alguna cosa más...

Un saludo

Antonio Díaz dijo...

Nos tachen de lo que nos tachen, todavía quedamos algunos, aunque cada vez menos, a los que no ``nos la dan con queso´´. Indignante leer estos días (hoy mismo) en diferentes medios titulares hablando de faenas históricas, memorables y antológicas.

Para más Inri, hoy me cuentan que el Fundi, de los pocos toreros que quedan, en una conferencia se mostró a favor del circo de Las Vegas, estando dispuesto a torear allí. No doy crédito. Hay días que es mejor no levantarse.

Saludos

Iván dijo...

Jajajajajaja gracias por hacernos reir un rato, aunque no es de risa no.

franmmartin dijo...

Pues yo estuve escuchando al Sr.Molés el domingo por la noche y dijo que Ponce había estado sublime, inventando faenas nunca vistas y que Cayetano habia estado cumbre, dejando un gran sabor y que Castella y El Juli habian entablado una competencia tan feroz, que daba miedo verlos hacer locuras delante de los toros con total desprecio de sus vidas y haciendas,emulando a aquellos toreretes,Lagartijo y Frascuelo que en su supongo que más modesta competencia, se tendian delante de los morlacos hasta que tuvieron que ser reconvenidos por la Autoridad.
Por tanto quejarnos es,además de inútil,innecesario porque,y lo explicó muy bien el Sr.Molés ante la inoportuna e inconveniente intromisión del plumilla de Málaga,el toro de allí,el de América, es así de chico y de poca cosa, por lo que no se le pueden pedir peras al olmo y sí celebrar que salga como es,sin que lo hagan todavía más chico.Eso es a todas luces. velar por la pureza de lo autóctono.
De Perera habló menos,aunque lo mantuvo como todavía válido.¿Tendrá que ponerse éste muchacho al corriente?.
Dicho ésto y comparado con lo que se dice en éste post ,me veo sumergido en un mar de dudas y confusión y me estoy viendo obligado a pedir consejo a Doña Elena Francis, a ver si me saca de la preocupación que me produce el contraste entre lo leído más arriba y la opinón de un señor tan prestigioso, que hasta se le emparenta con los primeros comerciantes que hubo en España.

Anónimo dijo...

Sr Antonio DIAZ: se dice en castellano, o en Andaluz, cðmo en francés, "el dinero no tiene olor"?
Y podriemos añadir, para los Fandi de la tierra: "la hambre de dinero no tiene vergüenza"!
Un saludo de Pedrito

Antonio Díaz dijo...

Fran Martin, es que Molés, además de un coloso del periodismo, por si alguien lo duda, es un magnífico biólogo, por eso respeta y entiende sobremanera el valor de las especies autóctonas. Así, este año en Sanlúcar saltarán al ruedo langostinos, en Huelva choquitos y en la Malagueta llevan ya algunos años viendo sardinas.
Creo que a la mayoría de estos plumillas les vendría bien una re-lectura de las muchas obras de críticos y cronistas de otras épocas y un repasito al Maria Moliner. Es muy poco serio que cada dos por tres(ver burladero.com o mundotoro), empleen palabras como memorable, histórica, antológica...como si cantaran las bolas de un bingo. Eso por no hablar de nuevos verbos como ``quintaesenciar´´, utilizado para describir una faena en Valladolid de Cayetano a un toro de Parladé. Sin comentarios.


En efecto, Pedrito, estas personas no tienen remilgos a la hora de trincar el dinero, lo hayan ganado de una manera u otra. El caso es ganarlo, el modo da igual. Rectifico, no les da igual, cuanto menos fatiguita y menos miedo pasen mejor, que para eso han desterrado al toro como protagonista de la tauromaquia. A partir de ahora los festejos con cuatreños inválidos deberían de llamarse corridas de toreros (sin que nadie se me ofenda, que no va con segundas).

Refrenda mi última opinión la noticia (o no) de que Ponce se niega a torear con José Tomás, ni en feudo tomasista (Barcelona) ni en territorio valenciano. Mientras tanto, que siga con sus faenas antológicas en corridas cervantinas (que parece se llaman así las goyescas en México).


Iván, nosotros ya nos lo tomamos un poco a guasa porque estamos hartos de ver lo que hacen estos taurinos, además de que no podemos estar cortándonos las venas cada vez que se comete una tropelía. Ahora bien, me pongo en el pellejo de un aficionado mexicano o limeño, al que no le queda otra que tragar esta porquería y es como para echarse a llorar. Al fin y al cabo nosotros aquí pegandonos un viajecito aún podemos ver alguna corrida de toros seria. Pero a ellos, ¿qué les queda?.

Saludos a todos.

Xavier González Fisher dijo...

Pues sí mi Amigo, pero aún así, un conspicuo escribidor de esto, se destapa con esta "explicación no pedida":

"...Fueron faenas de rabo, cada una mejor que la anterior, pero su pésimo manejo de la espada privó al francés del trofeo. Con otro pequeño pero: en cada caso, el astado fue siendo también más terciado y recogido de cuerna, hasta culminar con ese “Maestro” del domingo, tan anovillado y pastueño, y tan escaso de raza y fuerza que la sensación de peligro estaba casi ausente. Es decir, que para levantar a la plaza mayor del mundo, el torero tuvo que poner –por vía de una estética elegante, estoica y poderosa– la emoción que los relativamente astados no tenían..."

Para más señas: http://www.lajornadadeoriente.com.mx/2010/01/18/puebla/tau22.php

Saludos desde Aguascalientes, México