viernes, 3 de septiembre de 2010

Se dan clases de toreo puro























Razón AQUÍ.

Opositor a cátedra del toreo, nombrado por Don Joaquín Vidal, imparte clases magistrales a matadores de toros, novilleros profesionales, sesiones de reciclaje para tutores de escuelas taurinas y aficionados prácticos.

*Tema de las lecciones: perfeccionamiento y técnica de toreo con capote y muleta.
*Disponibilidad.
*Implicación.
*Traslado a cualquier punto del orbe taurino.
*Preguntar por Gregorio Tébar Pérez, el Inclusero, torero de culto, opositor a cátedra del toreo.
*Tfno. 618366418 tebaru72@hotmail.com









A los Morante, Cayetano, Juli, Manzanares, Ponce, Fandi, Castella, Perera, Paquirri, Conde, Luque se les hace saber que El Inclusero les podrá enseñar en que consiste la auténtica torería, lo que es una chicuelina toreada, incluso podrá dedicarles horas y horas a explicarles los que es el cargar la suerte. También les dictaría en apuntes, para que no se les olvide, la manera cabal de darle el pecho a los toros y podrá terminar con mostrarles un amplio temario de cómo firmar una serie de muletazos con remates llenos de hondura y verdad, de los que el toro se despide del maestro hasta la siguiente tanda con una mirada llena de morriña en la que se puede leer un `venga, no te tardes, que aquí te estoy esperando´.

En el recreo, ya de manera más distentida, podría contarles lo que es dar dos vueltas al ruedo apoteósicas en Las Ventas con las manos vacías, que es la mejor manera de recoger el cariño del aficionado; o lo guapo que es que en esta misma Universidad del toreo te pidan la oreja con tanta pasión y ardor que haya que parar el festejo para mandar al alguacilillo, como si fuera un recadero, al desolladero a por la oreja de un saltillo de Moreno de la Cova. Y ya de paso, aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid puede esclarecerles lo que es un toro de saltillo.


Pero a lo que nunca podrán acceder, ni con el mejor plan de estudios, es a la vergüenza torera. Afortunadamente e ni se enseña, ni la venden en el Corte Inglés, ni se regala en las alternativas. Se tiene o no se tiene. Se nace y se vive como un sinvergüenza o como un hombre honesto. Se pasa a la historia por la orejas, las sillas, los violines y por abrir puertas grandes, cosa que también puede ser de ladrones, o por ser considerado uno de los ricos tesoros que brillaron en días que conocimos mejores. Se puede ser un impostor con grasia como Morante, o se puede ser Torero, con todo el peso de la palabra, como El Inclusero.



9 comentarios:

Enrique Martín dijo...

Antonio:
Ya sabes que la mayoría de las veces solemos estar de acuerdo y en las que no, tampoco nos citamos al amanecer con sable o pistola. En todo lo dicho coincido, pero en lo de la vergüenza torera, sí que se enseña y se aprende, lo único es que para asimilar estos conocimientos hay que empezar desde muy pequeñito. Una vez que ya le salen a uno los espolones es muy complicado y entonces si que ya no es posible aprender. Ese tal Inclusero del que hablas fue un torero, con todas las letras, que además de torear muy bien, al que yo le recuerdo especialmente el capote, además toreaba con una verdad pasmosa. Era como si no entendiese otra forma de sentir el toreo. Era un torero al que siempre apetecía verle, antes o después de San Isidro, en julio o agosto, en cualquier momento, porque él venía a Madrid siempre que le llamaban. ¡Qué bien toreaba el tal Tebar éste?

kaparra dijo...

Si el cartel de arriba es un anuncio de una corrida de toros.....yo flipo con la pinta de maricones que tienen,me parece basura. Pienso que Morante es un tonto-listo,sabe que los que le adoran le hechan pestes por su ¿¿temporada??? y sus "victimas",pero le va bien y se lo aguantan,y el tira millas. Los otros dos son unos metrosesuales que me dan grima. Pensaba yo que el toreo era pa tios con cojones y señoritas con ovarios. Perdone señor Diaz mi vulgarida verbal,pero es que no encuentro nada mas fino para definir esa puta mierda de cartel,y es que hoy en mi 30 cumpleaños,y ahora que me voy de jarana,pues es que no me pude aguantar,con lo que le pido perdones y le mando saludos.

Raúl dijo...

Ese cartel de Sánlucar es un fotomontaje. Creo que no es nada oficial.

Enrique Martín dijo...

Antonio:
Hasta hace dos minutos me pensaba que ese cartel era un trucaje, pero al verlo en otro blog, me he dado cuenta de que es de verdad. Pues nada, así de orgullosos están estos señores, que a la mínima no pierden oportunidad de mostrarse como toreros.
Antiguamente los toreros vestían como tales por la calle y no perdían la ocasión de mostrar su orgullo. Hoy estos chicos ya no salen de toreros ni para anunciar una corrida. Esos son los detalles que están dinamitando la fiesta.

Antonio Díaz dijo...

Kaparra, el cartel de arriba rula por ahí, no sé ni quién lo ha hecho ni si es oficial ni nada de nada. Si que he visto otro de la misma corrida, un cartel clásico.

Zorionak zuri, Kaparra


Enrique y Raul, sé que hubo un cartel clásico, pero este no sé de dónde ha salido. Muchas molestias se han tomado para hacerlo y propagarlo. Huele a viudas morantistas. Peligro.

Saludos

David Campos dijo...

Antonio:

Creo que Morante no debe estar metido en el mismo saco de toreros donde le metes. A mi me parece que ejecuta el toreo de forma muy pura, no creo que finja, creo que en Madrid da la cara y torea bien. El año pasado estuvo sensacional. Considero mucho peor al Cid, un torero que Madrid se ha empeñado en cuidar. Torea con el culo fuera de españa y enganchón tras enganchón y ultimamente, corriendo.
En cualquier caso, cada uno tenemos nuestra forma de ver las cosas.
La entrada es excelente como siempre y la redacción, impecable. Espero que no te disguste que sea Morantista, pero no puedo esconderlo. Un saludo!

Antonio Díaz dijo...

David, para gustos colores. Hay dos toreros por los que perdí el culo y que me han demostrado no ser nadie, que si acaso fueron un espejismo: José Tomás y Morante. Lo tuvueron en su mano y lo dejaron escapar. Es como si me sintiera traicionado por ellos.

Morante me parece un impostor, creo que en él no hay naturalidad, que se ha convertido en una vulgar fotocopia de un popurrí de muchos toreros antiguos. Él tenía su personalidad, que estaba por encima de la del resto, todo lo de ahora, sobra.


A todos no nos puede gustar lo mismo.




Por cierto, el cartel no es ningún montaje, existe. He visto otro similar, con la misma plantilla, (no tan amariconado) de la misma empresa en otra población con otros toreros.




Saludos

kaparra dijo...

Millezker jaunak.

el fragua dijo...

Antonio diaz si morante es un impostor y si lo dices sereno sin estar borracho te dire entonces que tu eres ¡un asco¡ asi sin mas, objetivamente pienso que lo eres porque si supieras la biografia de dicho torero y los tabacos que le han pegao sobre todo tres cornadas que practicamente lo desguazaron jamas diria esa palabra de impostor eso es insulto a un torero, otra cosa es que te guste o no, pero sin ofender hee Antonio , vamos a ser serios como hombres que somos,seria de hombre que te retractaras y pidieras disculpas por esa ofensa que haces a un torero, pero nadie te obliga eres tu, tu sabras el retrato que te quieres hacer con eso de impostor, un saludo, Alejandro Montoy soy .